lunes, 28 de diciembre de 2015

Navidad. Cielo y tierra son Uno. Enrique Martinez Lozano.

NAVIDAD: CIELO Y TIERRA SON UNO. Enrique Martinez Lozano. Teólogo y psicoterapeuta.

En ocasiones se oyen voces de personas cristianas lamentando que alguna gran festividad, como la de “Todos los Santos”, se quiera convertir en fiesta pagana tipo “Halloween”. No soy amigo de esta fiesta en concreto pero quienes así protestan, parecen desconocer que esa práctica ha sido habitual en todas las épocas. Durante siglos, la Iglesia católica se fue apropiando de diversas festividades paganas, a las que terminó “cristianizando”.

Ese es el caso de la fiesta de Navidad. Para la inmensa mayoría cristiana, el 25 de diciembre es Navidad, porque se celebra el nacimiento de Jesús. Sin embargo, originalmente, no fue así: esta fiesta se institucionalizó a partir del siglo IV, y su reconocimiento oficial se produjo el año 354, por parte del papa Liberio.

La Iglesia terminó cristianizando la fiesta del “Dies Natalis Solis Invicti” (natividad del sol invicto), que se celebraba apenas pasado el solsticio de invierno, cuando la luz del día empezaba a alargar. Es decir, el Sol invicto se “recuperaba” una vez más y su luz volvía a abrirse paso tras el declive estacional.

Con todo, la elección de esa fecha no fue algo exclusivo de la Iglesia; eso mismo había ocurrido en muchas mitologías: en Persia, Mitra, dios de la Luz; en Roma, Apolo; en Egipto, Horus; en las culturas germánicas y escandinavas, Frey, dios del sol naciente; entre los mexicas, antiguo pueblo precolombino, Huitzilopochtli, dios del sol… Tomando al sol como símbolo de lo divino, las diferentes culturas fijaron como fecha del nacimiento de sus respectivas divinidades el solsticio de invierno, cuando los días empiezan a alargar, cuando el sol “vuelve a nacer”.

En el caso cristiano, lo que se perseguía con la elección de ese día –más allá de “cristianizar” una fiesta previamente pagana-, era señalar a Jesús como el verdadero “Sol invicto”, la Luz originaria y originante, tal como proclamara el Prólogo del cuarto evangelio: “Al principio ya existía la Palabra. La Palabra estaba junto a Dios y la Palabra era Dios… Todo fue hecho por ella y sin ella no se hizo nada de cuanto llegó a existir. En ella estaba la vida y la vida era la luz de los hombres… La Palabra era la luz verdadera, que con su venida al mundo ilumina a todo hombre” (Jn 1,1-4.9).

En un nivel mítico, la lectura literal presenta la Navidad como el acontecimiento histórico en el que el Hijo de Dios preexistente, que había tomado cuerpo en el seno de María virgen, nace como un ser humano, para aportar salvación a toda la humanidad.

Tal lectura presupone una cosmovisión tripartita (cielo/tierra/abismo) que hoy nos resulta completamente obsoleta y desfasada. Y se mueve, además, en un modelo de cognición mental basado en la separación radical. El Dios pensado no puede ser visto sino como un ente separado y, en cierto sentido, viviendo al margen o en paralelo a la realidad creada. Sin embargo, apenas se toma un mínimo de distancia de ese modelo de conocer, se aprecia que aquella imagen, construida desde ese mismo modelo, es una mera proyección realizada por la propia mente.

Trascendido el literalismo, retomamos el mito desde una clave simbólica. Y es entonces cuando nos muestra toda la riqueza que contiene, que podría expresarse de este modo: Lo más grande y excelso (“Dios”) está (“nace”) en lo más pequeño (un niño). Eso es lo que ha ocurrido siempre y lo que ocurre en cada instante: todo es divino-humano, celeste-terrenal, sin separación alguna.

Los mitos –no podía ser de otro modo en aquel nivel de consciencia- imaginaban lo realmente Real como algo separado y ajeno a lo cotidiano. Lo que, en la no-dualidad, nos parece impensable -¿cómo Lo Real podría ser separado de algo real?-, para una mente mítica parecía incuestionable. Desde ella nacieron las diferentes mitologías que proyectaban un “reino paralelo” –el mundo de los dioses- al de la experiencia cotidiana. Sin embargo, superado aquel nivel de consciencia, resulta patente que todo aquello que los mitos atribuían a una supuesta divinidad separada no es sino el Secreto o Núcleo último de todo lo real, Aquello que somos.

En el imaginario colectivo, dentro de nuestro marco cultural occidental, la “Navidad” toca fibras sensibles, asociadas desde nuestra infancia a toda una serie de elementos particularmente evocadores: fiesta familiar, celebración religiosa, pesebre o belén, bebé, villancicos…; elementos acompañados de notable carga afectiva que puede sentirse como irrenunciable. Pero más allá de todo eso, su significado remite a la Unidad.

En cierto sentido, el mensaje de Navidad puede encerrarse en la imagen del bebé y en la afirmación de que Dios se hace manifiesto en lo más pequeño. No hay un ente separado; lo Real es solo uno, en sus “dos caras”, la manifiesta y la inmanifestada. Todo lo manifiesto, por pequeño que sea, es expresión del misterio último.

La tradición cristiana expresa esta certeza en el símbolo de Jesús, el Dios-Niño, que a su vez es expresión de lo que somos todos. Al afirmar de él que es Enmanuel (“Dios-con-nosotros”), se está reconociendo que no existe nada separado de nada. Como él, todo sin excepción es divino-humano. Por eso, en todo lo visible estamos “viendo” lo invisible: son solo las dos caras de lo Real. Y nos equivocamos cuando pretendemos “anular” cualquiera de ellas. Navidad nos recuerda que todo es valioso.

Con el deseo profundo de una muy feliz Navidad,
celebrando la Vida y la Unidad que somos.
Enrique.
Zizur Mayor, 20 diciembre 2015
.


lunes, 21 de diciembre de 2015

Celebrando la Navidad con Juan Lanza.


Fué una emocionante Alegría celebrar la Navidad con Juan Lanza, antes de su marcha a Madrid. Cantamos "Villancicos Indignados" y Celebramos la vida, compartiendo las luchas y los afectos. 19 de diciembre de 2015.
Nos acompañó cantando villancicos Carmen, Rafa, Mario, párroco de la parroquia Sagrada Familia del Polígono y Paula nos deleitó con su mágica flauta. En noviembre también nos visitaron Julio y Paco expárrocos de la misma parroquia. Nosotros también hemos compartido este trimestre la celebración "Por un trabajo digno" organizada por la HOAC, y la celebración de Monseñor Romero en la parroquia del polígono. Compartir con otr@s, invitar, relacionarnos, confluir, abrir ventanas al local es muy importante y revitalizador para las CCP de Granada. Felicidades.

. Lc 1, 39-56: Descubrir a Dios en lo cotidiano y en las luchas en favor de l@s desfavorecid@s:
Por aquellos días María se puso en camino y fue a toda prisa a la sierra, a un pueblo de Judea; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel...

El Maestro Eckhart: "Tod@s estamos preñad@s de Dios y la principal tarea de todo cristian@ es darle a luz"  "Dios me necesita para existir..."

..."Derriba del trono a los poderosos y exalta a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes y a los ricos los despide vacíos"

 En nuestra mesa común nunca falta el mundo...

















Y la Solidaridad con los últim@s, desfavorecid@s, excluíd@s, empobrecid@s......
.Las chicas Sara y Alba interpretaron un villancico con violín y guitarra. Qué artistas.
 Y entre tod@s pusimos al mundo lo que le falta para poder respirar mejor....




















Brindamos por nuestra amistad con Juan Lanza y el afecto, cariño y AMOR QUE NOS UNE....
Y no paramos de cantar Villancicos tradicionales e Indignados con la excelsa música de Paula con su flauta mágica....

FELIZ NAVIDAD PARA TOD@S
La flauta mágica de Paula: Ya viene la vieja.
Magnífica interpretación de las chicas ceceperas Sara y Alba, de un villancico a duo de violín y guitarrra.







VILLANCICOS INDIGNADOS. CCP de Granada. 2015.


Estas coplas vinieron de Almería y fueron readaptadas por Pepe Gilabert y Domingo. Los ponemos aquí porque el resultado creemos que es lo suficientemente digno para cantarlos en las celebraciones y reuniones familares propias de estas fechas junto con los tradicionales, que la gran mayoría "teológicamente" no hay por donde cogerlos. Abajo insertamos el video para ir cantándolos, que cantamos en la Fuente de las Batallas de Granada, en el Día Universal de los Derechos Humanos. 12/12/2015.

1. L@S QUE NOS HAN GOBERNAO. 
( Pero mira como beben)
Los que nos han gobernao
Con el paro y los recortes
Se vuelven a presentar
Pa que la gente les vote.

Pero mira como chupan
políticos, banqueros,
pero mira como chupan
y nos dejan en cueros.
Roban y roban
y vuelven a robar
el Barcenas, la gurtel,
la tropa popular.

Este gobierno ha creado
La mayor desigualdad
Eso hay que tenerlo en cuenta
A la hora de votar.
Pero mira como chupan…

La gente está cabreada
Y cansada de aguantar,
Hay que mirar a la izquierda
A la hora de votar.
Pero mira como chupan…

El día veinte hay que votar
También con el corazón
Y pensar en los más pobres,
Los que carecen de tó.
Pero miran como chupan…

2. SAN JOSÉ DESAHUCIADO
(Hacia Belén va una burra)
Hacia Belén va Rajoy, rin rin
yo me hipotecaba, yo me hipotequé,
me he quedado en paro,
no se lo que haré,
el Belén se lo ha cargado.
Han privatizáo la cueva , rin rin
yo me hipotecaba, yo me hipotequé,
me he quedado en paro
no se lo que haré,
los pastores van al paro.
María, María…
ven acá corriendo
que to los derechos
se lo están comiendo.
María, María
ven acá volando
que la dignidad
nos  la  están robando.

En el Portal de Belén, rin rin
yo me hipotecaba, yo me hipotequé,
me he quedado en paro,
no se lo que haré,
a saco entran los banqueros.
Y al pobre de San José, rin rin
yo me hipotecaba, yo me hipotequé,
me he quedado en paro,
no se lo que haré,
lo han dejáo casi  en cueros.
María, María…

3. “25   DE DICIEMBRE”
25 de diciembre, fum, fum, fum, bis.
Más paraos y desahuciaos,
los derechos recortaos.
Esto es lo que aquí nos pasa
con este gobierno facha,
fum, fum, fum…
25 de diciembre, fum, fum, fum, bis
Los banqueros usureros
nos ponen la soga  al cuello.
Nos atracan sin medida
Con clausulas abusivas..
Fum, fum, fum…
25 de diciembre, fum, fum, fum, bis
Recortes en sanidad…
educación y pensiones…
El paro sigue aumentando
y se trabaja en precario.
Fum, fum, fum…
Si el gobierno quiere ahorrar, fum, fum, fum, bis.
Fuera coches de ministros
y sueldazos vitalicios...
Que devuelvan lo robado
y los bancos desahuciados, fun, fun fun.
25 de diciembre, fum, fum, fum,
Estoy hasta los  cojones
de estafas y corrupciones.
Que dimita este Gobierno,
que se vayan al infierno
Fum, fum, fum…

4. “EN LAS PUERTAS DEL INEM” 
(Ande, ande, ande, la marimorena)
 En las puertas del INEM
l@s para@s hacen cola
No hay trabajo ni subsidios
Y la Báñez a su bola…
Ande, ande, ande, 
la Báñez no duda…
Ande, ande, ande, 
¡qué cara más dura!.
Hoy es Nochebuena 
y no tengo un chavo
y para brindar 
cava"El Hacendado".
Yo no tengo un chavo 
y hoy es Nochebuena,
en vez de jabugo 
saca mortadela.

La reforma laboral
ha dado su resultado,
el empleo sigue cayendo
y el despido abaratado.
Ande, ande, ande...

La zona norte no tiene
Ni luz para calentarse
En los coles no hay comida
De la edad media parecen.
Ande, ande, ande...

El hambre no tiene espera,
Tampoco la dignidad,
Queremos la renta básica
Y que sea universal.
Ande, ande, ande...

5. EMPLEADAS Y PARADAS 
(Las muñecas de Famosa).
 Empleadas y paradas
se dirigen al portal
Para entregar a los bancos 
su paga de Navidad
Y Rajoy en el pesebre 
se ríe porque está alegre, 
Ni cava ni champán, 
Navidad fantasiosa, 
¿Qué tendremos pa brindar? 
Don Simón y gaseosa.

Desahuciados y desahuciadas 
se dirigen al portal. 
Piden ¡Luz, Techo y Comida! 
Derecho Universal.
Y Rajoy en el pesebre …

 6. QUÉ VERGÜENZA
 (alegría, Alegría, alegría...)
Qué vergüenza, vergüenza, vergüenza,
tantas muertes pa poder cenar,
los que cierran las fronteras
tenían que reventar.

A la costa van llegando
pateras y paterillas
con gentes muertas de hambre 

que buscan mejores vidas
Qué vergüenza…


Del Senegal y Malí
caminan por el desierto
y cuando llegan al mar
hay que cruzar el estrecho.
Qué vergüenza…


Hay un portal de Belén
en la valla de Melilla

y el bueno de San José

ha quitáo las concertinas.
Qué vergüenza…

Hay un Portal de Belén
en el CIE de Algeciras
con quinientos emigrantes
como si fueran salchichas.
Qué vergüenza…


No queremos más violencia
Ni sus bombas de castigo,
Estamos contra la guerra
Y su negocio asesino.
Qué vergüenza…

Bienvenid@s refugiad@s,
No más muertes en el mar,
que este mundo es una casa
de toda la humanidad
                                                                    Qué vergüenza




Adviento: Todo es Ahora. Enrique Martínez Lozano.



ADVIENTO: TODO ES AHORA

En la iglesia católica, el año litúrgico empieza con el tiempo de Adviento, unas cuatro semanas antes de la celebración de la Navidad.

Literalmente, “adviento” (adventus) significa “venida”. Y aunque hace alusión directa al nacimiento de Jesús en Belén –él fue quien “vino” de los cielos-, siempre se ha solido presentar como una invitación a fortalecer la esperanza en aquel que “va a venir” en gloria al final de los tiempos.

El lenguaje de la mente oscila siempre entre el pasado y el futuro. Y eso hace que vivamos permanentemente vueltos hacia atrás, para apoyarnos en lo que fue, o proyectados hacia adelante, para consolarnos con la expectativa de algo mejor de lo que ahora tenemos.

La mente religiosa no escapa a esa dinámica: fácilmente se queda celebrando el pasado o esperando el futuro.

Es necesario acallar la mente para poder ver con claridad. Y ahí es donde percibimos que el único lugar de la vida es el presente. Y que el presente, en el plano profundo, es pleno. Por eso, lo que llamamos “venida” es ya “llegada”: todo es Ahora.

Ese “Ahora” no es un lapso de tiempo, efímero, entre el que se fue y el que está llegando. Es, más bien, el no-tiempo, la atemporalidad. Porque el Presente no es algo cronológico, sino aquello que contiene al tiempo.

Ahora bien, se nos hace presente, como aprecia incluso la misma física moderna, en diferentes niveles o dimensiones. Eso explica que afirmaciones aparentemente contradictorias puedan ser todas verdaderas…, cada una en su propio nivel.

En lo que se refiere al tema que nos ocupa, para la mente –en el nivel mental, aparente, del mundo de las formas- todo es lineal y secuencial: pasado, presente y futuro constituyen momentos diferentes que se suceden sin cesar. En ese mismo nivel, todo se percibe como separado: la mente es dual porque es separadora por su propia naturaleza. Se comprende que, desde ella, el “Adviento” se viva en clave de pasado y de futuro: Jesús vino y otra vez vendrá

Para quien se halla identificado con lo que ocurre, puede sonar ridículo, sarcástico o incluso injuriante afirmar que “todo es ahora”. Porque, en el nivel mental –de las apariencias- todo es secuencial: la mente lee todo como una sucesión de eventos, a la vez que espera que el próximo sea más agradable que el actual. En ese nivel no es posible otro modo de ver.

Sin embargo, la trampa reside precisamente en la identificación con lo que ocurre. Porque, en realidad, no somos nada de lo que ocurre, sino la Consciencia en la que todo ocurre. Quien se identifica con las nubes sentirá que se mueve con ellas; quien se reconoce como “cielo” verá que lo que se mueve es solo aparente. Las nubes pasan secuencialmente; el cielo permanece siempre en un ahora atemporal. Ciertamente, para quien vive, no identificado con lo que sucede, sino en la consciencia de lo que sucede, todo es Ahora.

La imagen de la nube queda magníficamente expresada en estas palabras sabias de Nisargadatta: “Compare usted la conciencia y su contenido con una nube. Usted está dentro de la nube, mientras que yo la miro. Está usted perdido en ella, casi incapaz de ver la punta de sus dedos, mientras que yo veo la nube y otras muchas nubes y también el cielo azul, el sol, la luna y las estrellas. La realidad es una para nosotros dos, pero para usted es una prisión y para mí un hogar”.

En ese nivel profundo en el que vive el sabio, más allá de la mente, se percibe que todo lo que nos llega por los sentidos es solo una “representación” –el “sueño” o el “teatro del mundo”, de que hablaba Calderón de la Barca-, un despliegue admirable y complejo de formas que están brotando de la Consciencia una.

En el nivel profundo, Todo es Ahora. Lo que somos, no es la “forma” (yo, ego, personalidad, personaje) que nuestra mente piensa, sino aquella Consciencia, que es la identidad última de todo lo que es. No somos un “objeto” de la consciencia (yo), sino la Consciencia que contiene y abraza –y de la que están surgiendo- todos los objetos.

Desde esta perspectiva, cambia el modo de comprender el “Adviento”, porque “venida” y “llegada” son lo mismo –solo eran distintas para la mente-. Y por más que el pensamiento siga haciendo una lectura secuencial –pasado, presente, futuro-, sabemos que basta silenciar la mente para que emerja la Presencia –otro nombre de la Consciencia- en la que reconocemos nuestra verdadera identidad.

¿Y Jesús? Para los cristianos, es el “centro de la historia”. Eso significa, más allá de una lectura literalista que sería fuente de fanatismo, que en él reconocemos lo que somos todos –cristianos o no, creyentes o ateos-, porque lo percibimos como la plenitud del Ser (“Hijo de Dios”).

Adviento”, por tanto, es una invitación a “volver a casa”, es decir, a salir de cavilaciones mentales y movimientos egoicos, para reconocernos en la Consciencia o Presencia que tiene sabor a Comunión y Plenitud. Y esto no obedece solo a un recuerdo –el nacimiento de Jesús-, ni es una nueva creencia a la que aferrarnos. Se trata de algo que toda persona puede experimentar como certeza o evidencia en cuanto, acallando la mente, en este mismo momento, conecta con Aquello que no tiene nombre, que no puede ser pensado, pero que, sin embargo, es lo único que permanece, el Fondo que abraza todo lo demás, el “Padre” (Abba) del que hablaba Jesús. Esa es nuestra casa. La sabiduría consiste en experimentarla y vivir en y desde ella.

En el caso cristiano, Jesús es la referencia íntima de aquella misma y única identidad. “Venid a mí todos los que estáis cansados y agobiados, y yo os aliviaré” (Mt 11,28). Dicho desde el nivel profundo: dejad de identificaros con la mente, aquietad el pensamiento egocentrado, venid a la Presencia –a “casa”- y experimentaréis la Plenitud. Poned presencia en todo lo que hacéis, vivid en conexión con Aquello que es estable y se halla siempre a salvo. Y, en cualquier caso, no olvides que, como dice Pema Chödrön, “tú eres el cielo; todo lo demás es el clima”. De ahí la sabiduría que encierra esta clave pedagógica: “Deja de buscar y déjate encontrar”.

¡Feliz tiempo de “Adviento”, es decir, de Presencia, que es Paz y Gozo!
Enrique Martínez Lozano. Psicoterapeuta y Teólogo. 

Granada Abierta: Premio Carlos Cano a Médicos sin Fronteras




Plataforma Granada Abierta




PREMIO CARLOS CANO A MÉDICOS SIN FRONTERAS

Héroes de bata blanca

Francisco Vigueras, coordinador de Granada Abierta


Granada Abierta, en colaboración con la Fundación Euroárabe, ha entregado el Premio Carlos Cano 2015 a “Médicos sin fronteras”, la organización sanitaria internacional que lleva 44 años realizando una labor solidaria con los refugiados de todo el mundo. Eva Martínez Leyva fue la encargada de entregarlo a Carmen Escalante, delegada en Andalucía, que estaba acompañada por dos cooperantes de la organización médica Ainhoa García y Jesús Toro.
Durante el acto, también recibieron una placa de recuerdo las amigas y amigos incondicionales de Carlos: Maite Sola, Luis Antonio Martín, Elisa Zarandona y Concha Bruguera, por su lealtad con el cantautor granadino.

El cantautor Juan Trova, director del Festival Abril para Vivir, interpretó varias canciones de Carlos Cano, comoLa miseria o El Salustiano, cuando se cumplen 15 años desde que perdimos la voz más comprometida de Andalucía y uno de los fundadores de Granada Abierta. Y María Martín cerró el homenaje cantando el Himno de Andalucía y la “Verdad, blanca y verde” (el segundo himno andaluz), canción que hizo célebre a Carlos y fue coreada por todos los asistentes. . 
Granada Abierta lleva 20 años premiando la tolerancia, el diálogo intercultural y la solidaridad entre los pueblos, por eso hemos elegido a “Médicos sin Fronteras”, una organización integrada por más de 2.500 profesionales y 30.000 colaboradores locales que actúan en 72 países, comprometidos con las víctimas de catástrofes y conflictos armados como el de Siria, uno de los más sanguinarios.
Atienden a más de 50 millones de desplazados en todo el mundo, cifra que ha superado ya a los refugiados que provocó la segunda guerra mundial. Son auténticos héroes de bata blanca que se juegan la vida en los campamentos de refugiados. 
Recordemos que el pasado mes de octubre, un hospital de “Médicos sin Fronteras” fue bombardeado por Estados Unidos en Afganistán. Obama pidió disculpas, pero el daño colateral estaba hecho. El ataque dejó 29 víctimas mortales, entre médicos y pacientes. Y recientemente, otro hospital de esta organización solidaria ha sufrido un nuevo bombardeo en Yemen por parte de la aviación saudí. No hubo víctimas porque fue desalojado a tiempo. Por todo ello, Granada Abierta ha considerado a “Médicos sin Fronteras” merecedores del Premio Carlos Cano.  

A la hora de conceder este galardón, nos hemos inspirado en la canción La miseria en la que el cantautor granadino describe el drama de los refugiados. Una canción de su primer disco titulado A duras penas, dedicada a los que vienen huyendo del horror de la guerra y el hambre. Decía Carlos: “Vengo de abajo, cansado de tanta cuesta. Vengo, no sé a dónde voy, huyendo de ella, la miseria. Vengo de abajo, de un valle podrido de yerba, donde no existe el futuro, sólo la miseria”.

Hemos visto en televisión las imágenes estremecedoras de un niño ahogado en la playa, tras el naufragio de una patera, o las alambradas de la vergüenza, puestas por el gobierno húngaro para impedir el paso a los refugiados. La Comisión Europea no ha sancionado a Hungría por vulnerar el derecho de asilo y además va a enviar un cuerpo especial de 1.500 guardias para vigilar la frontera. No nos sentimos representados por esa Europa insolidaria y excluyente. En cambio, Médicos sin Fronteras sí nos representan.

Queremos recordar que nosotros también hemos sido refugiados en otros momentos de la historia. En 1939, tras la Guerra Civil, los exiliados republicanos fueron acogidos por México, Chile o Argentina y contribuyeron a la prosperidad de estos países. Ahora nos toca a nosotros abrir las puertas. O como decía Carlos Cano: “Si estuvieran abiertas todas las puertas, el mundo sería mejor”.

Granada Abierta agradece la colaboración de la Fundación Euroárabe, de José Manuel Vigueras, autor de contenidos audiovisuales, y de Manuel Dabán, responsable de sonido, que han contribuido al éxito de este homenaje.
Granada Abierta está formada por:
Manifiesto 2 de Enero, Asociación Pro Derechos Humanos, Asociación Andaluza para la Solidaridad y la Paz, Granada Laica, Izquierda Unida, Asociación Mariana Pineda de Maracena, Asociación Feminista La Volaera, Comunidades Cristianas Populares, Mezquita de la Paz, Asociación Gitana Anaquerando, Asociación de Mediadores Interculturales, Instituto de Cultura Andaluza Almenara, Sindicato de Periodistas de Andalucía, Asociación Granadina Verdad, Justicia y Reparación, Granada Republicana-UCAR, Stop Desahucios-Granada, Asociación Democracia y Derecho, Fundación Cultura de Paz y Centro de Estudios Históricos de Andalucía.

jueves, 17 de diciembre de 2015

El Jubileo de la Misericordia. José Arregui.

EL JUBILEO DE LA MISERICORDIA

Escrito por  . Teólogo.
El pasado día 8, fiesta de la Inmaculada Concepción, inauguró el papa Francisco el año jubilar abriendo las puertas de San Juan de Letrán, la catedral del papa en cuanto obispo de Roma. Lo ha llamado ‘el jubileo de la misericordia’, y la Bula convocatoria se titula El rostro de la misericordia en referencia a Jesús de Nazaret.
Misericordia. Es la primera, la última, la única verdad de la Iglesia, de todas sus doctrinas, cánones y ritos. Es el criterio de juicio de todas las religiones. Y, ¿por qué no decirlo?, también de  la política o la gestión de la vida pública con todas sus instituciones, partidos, programas y cumbres climáticas. ¡Ay de la política sin entrañas, sin alma, sin misericordia! La misericordia es la luz y la llave de nuestra vida tan preciosa y frágil, de nuestro pequeño planeta tan vulnerable, del universo inmenso e interrelacionado del que formamos parte. El eje del mundo.
¿Pero qué significa ‘misericordia’? Hay que preguntarse, pues el lenguaje religioso –¿como todo lenguaje?– es una interminable sucesión de equívocos, y es preciso abrir cada vez de nuevo las palabras antiguas para que sigan iluminando la mente y moviendo el corazón a la bondad, para que vuelvan a decir lo que dijeron en su origen, o tal vez quisieron pero nunca lograron decir. Es preciso limpiar las imágenes viejas deslucidas para que vuelvan a reflejar la gloria de la vida.
‘Misericordia’, según su etimología, significa entraña, corazón, ternura para con el desdichado. Por eso es uno de los nombres más bellos de Dios, que es como decir corazón de la Vida y de todo cuanto es. Pero las páginas de la bula papal –magníficas, por cierto, inspiradas, llenas de calor y de fuerza– son a la vez clara muestra del equívoco de nuestro lenguaje religioso: en los 25 números de la Bula, el término ‘pecado’ se repite 25 veces  y 11 veces el término ‘pecador’. Se podría pensar que la misericordia de Dios se entiende sobre todo como perdón de los pecados, y el pecado como infracción de la ley divina o como ofensa de Dios. Las palabras se vuelven sombrías. La imagen de un ‘Dios que perdona’ es la otra cara del ‘Dios que castiga’, y ambas son igualmente indignas del misterio divino de la misericordia. “Dios no puede perdonar”, escribió la mística Juliana de Norwich en el s. XIV, porque Dios es solo Amor, Bondad, Ternura, y nunca puede ofenderse ni castigar ni, por ello, tampoco perdonar como nosotros lo hacemos o en el sentido habitual que damos a la palabra ‘perdón’: absolución de un delito, culpa u ofensa.
El equívoco se agrava cuando la Bula habla de las indulgencias en los términos más medievales como liberación de la ‘huella negativa’ o ‘residuo de la culpa’ – ‘reatus culpae’ y ‘reatus poenae’ decían los escolásticos– que queda en el pecador aun cuando sus pecados hayan sido perdonados por el sacramento de la confesión; dicha liberación la podemos alcanzar para nosotros mismos o para nuestros difuntos que sufren las penas del purgatorio… ¿No lo entiendes? Yo tampoco lo entiendo. Lutero tenía razón en aquellas 95 tesis contra las indulgencias con las que arrancó la Reforma protestante en 1517. Era necesario entonces, y lo sigue siendo hoy.
Volvamos al jubileo, a su sentido bíblico original. Cada 50 años, el alegre sonido del jobel recorría las montañas y los valles, dando comienzo al año jubilar. Era el año del perdón, sí, pero no del perdón de los ‘pecados’ por parte de Dios, sino del perdón de las deudas económicas, las deudas que ahogaban la vida de la gente más pobre. Los pobres quedaban libres de sus deudas, los esclavos recuperaban la libertad, los campesinos obligados a enajenarse de la propiedad de su tierra la recuperaban. Podían respirar. Podían vivir. Era el jubileo.
Vino Jesús, y también él un día proclamó el año jubilar en la sinagoga de Nazaret. Y en adelante todas sus palabras y toda su vida se convirtieron en rostro de la misericordia: denunció las injusticias, anunció la liberación de los oprimidos por el poder del imperio y de la religión, reclamó la cancelación de las deudas, compartió la mesa con todos, curó a los heridos, se hizo buen samaritano. En eso consiste el jubileo de la misericordia.
Es la invitación que reitera el papa Francisco en su Bula Misericordiae Vultus. Baste una muestra: “En este Año Santo, podremos realizar la experiencia de abrir el corazón a cuantos viven en las más contradictorias periferias existenciales, que con frecuencia el mundo moderno dramáticamente crea. ¡Cuántas situaciones de precariedad y sufrimiento existen en el mundo hoy! Cuántas heridas sellan la carne de muchos que no tienen voz porque su grito se ha debilitado y silenciado a causa de la indiferencia de los pueblos ricos. En este Jubileo la Iglesia será llamada a curar aún más estas heridas, a aliviarlas con el óleo de la consolación, a vendarlas con la misericordia y a curarlas con la solidaridad y la debida atención. No caigamos en la indiferencia que humilla, en la habitualidad que anestesia el ánimo e impide descubrir la novedad, en el cinismo que destruye” (n. 15).
¡Bienvenido seas, jubileo! Que se condonen las deudas a las personas y a los países desahuciados. Que los bancos tengan entrañas, no solo cuentas y cajas. Que se abran las fronteras. Que abramos las puertas a la misericordia,  los corazones a la esperanza. Que caminemos, guiados por la ternura de las entrañas, hacia la armonía y el descanso de la tierra, hacia la liberación de todos los esclavos, hacia el verdadero jubileo de la misericordia.

José Arregui. Teólogo.

domingo, 13 de diciembre de 2015

CCP DE GRANADA CON L@S REFUGIAD@S. HUIR NO ES DELITO. SOLIDARIDAD.

En el local de Comunidades, después de la eucariatía del  sábado 12-12-2015.  Este sábado hablamos y celebramos el verdadero sentido de LA ALEGRÍA: "Que no tiene nada  que ver con la ausencia de problemas o con el placer que me puede dar la satisfacción de los sentidos. La alegría no es lo contrario al dolor o al sufrimiento....Las bienaventuranzas lo dejan muy claro. COMPARTIR es la clave: Se trata de que desde el centro de mi ser fluya humanidad en todas las direcciones..." 

L@s granadin@s abren la ciudad a l@s refugiad@s

Más de diez colectivos lanzan una campaña por el Día de los Derechos Humanos para llamar a la solidaridad con las personas que huyen del horror de la guerra. Cientos de ciudadanos se suman a la iniciativa con fotos en la red.


Isa, Federico y Domingo con l@s Refugiad@s. HUIR NO ES DELITO. SOLIDADRIDAD. 9/12/2015.

“Porque el corazón de Europa debe ser más grande que sus fronteras”; “porque queremos tender puentes, no vallas”; “por los miles de Aylan anónimos y sus familias”, “porque el de asilo es un derecho universal reconocido”… sobran las motivos para no dar la espalda a los millones de refugiados que se ven obligados a abandonar su hogar para tratar de escapar del horror de la guerra, aún a riesgo de perder su vida y las de sus hijos en el camino. A través de la etiqueta #GranadaRefugia, cientos de ciudadanos granadinos han compartido, junto a su foto con un cartel en el que reza ‘Huir no es delito’, sus razones para que Europa deje de mirar hacia otro lado y dé respuesta a la mayor crisis humanitaria desde la Segunda Guerra Mundial.
La iniciativa ha surgido de más de diez colectivos sociales que, coincidiendo con el Día Internacional de los Derechos Humanos, 10 de diciembre, y bajo el lema ‘Si los Gobiernos cierran las fronteras, los ciudadanos abrimos nuestra ciudad’, han lanzado la campaña Granada Refugia para llamar a la solidaridad con los refugiados, visibilizar su trágica situación y reivindicar el derecho al asilo. Con esta idea han repartido banderolas en distintos puntos de la ciudad, invitando a la ciudadanía a colocarlas en un lugar visible y a compartirlas en redes sociales con la citada etiqueta.
“Porque la respuesta al dolor de las víctimas de París y a otras masacres terroristas en todo el mundo, no puede ser causar más dolor a los millones de inocentes que lo han perdido todo en el camino”
Mayores, jóvenes a incluyo pequeños se han unido a la iniciativa con improntas desde parques, colegios y reconocidas calles. Incluso las esculturas de ilustres personajes granadinos como García LorcaElena Martín Vivaldi o María la Canastera han mostrado el emblemático cartel, que también se ha desplegado en la Alhambra. El castillo nazarí, símbolo de la intercultural historia de Granada, se ha convertido en testigo y escenario de esta reivindicación, que persigue romper los muros de miedo que el terror trata de imponer, sostienen los organizadores de la iniciativa, entre los que se encuentran Intermon OxfamAsociación Pro Derechos Humanos(APDA), Economistas Sin FronterasAsociación Andaluza por la Solidaridad y la Paz (ASPA), Acción en RedGranada AcogeUGTIberoamérica MigranteItaka-Escolapios,Comunidades Cristianas Populares y La Brújula de Momo.
“Porque la respuesta al dolor de las víctimas de París y a otras masacres terroristas en todo el mundo, no puede ser causar más dolor a los millones de inocentes que lo han perdido todo en el camino. Dejemos claro que cuando las fronteras se cierran, la ciudadanía responde abriendo su ciudad”, explican los colectivos impulsores de la campaña, que también celebrarán esta semana distintas actividades culturales, como conciertos, exposiciones, charlas y proyecciones, a las que se sumará un cenador sirio para acercar la cultura siria a través de los sabores de su cocina.
Con actividades como éstas buscan que la difícil situación de los refugiados no caiga en el olvido. “Millones de personas han sido desplazadas por una violencia alimentada por intereses económicos, estrategias geopolíticas y fanatismo, mientras los gobiernos de la Unión Europea permanecen indiferentes a la realidad de las personas refugiadas, sin tomar medidas reales para paliar la mayor crisis humanitaria de las últimas décadas a puertas del continente, más allá de ofrecer dinero a cambio de que los países fronterizos, externos a la UE, retengan a los refugiados”, concluyen.

Arriba: Pili y Loli en el encuentro de CCP en Torrox. 28/11/2015. Abajo: Loli, Domingo y Carlos en la Alhambra. 10/12/2015.
Abajo: Pepe Gilabert y Ángel Luis de Albacete, en el Encuentro de CCP en Torrox. 28/11/2015. Más abajo: Charo y Juan de Málaga.
EL SÁBADO CANTAMOS EN LA FUENTE DE LAS BATALLAS LOS VILLANCICOS INDIGNADOS 2015, EL CORO NO ESTABA MUY AFINADO PERO SE ACERCARON MUCHAS PERSONAS A CANTAR CON NOSOTRAS. TAMBIÉN PARTICIPAMOS EN LA BIBLIOTECA HUMANA ORGANIZADA POR LA APDH.
 Cantando los Villancicos Indignados, el Sábado 12/12/2015: Pepe, Adelina, Domingo, Isa, Carmen, Ángeles, Carmen Caballos...Antes estuvimos participando en una Biblioteca Humana sobre l@s Refugiad@s que organizó la APDH. Abajo podéis escucharlos en el video grabado por el gran reportero Antonio Lara. Simultáneamente, en nuestro local, Marisa y Pepe Gilabert ponían en marcha el Taller de Meditación, que esperamos repetir a lo largo del curso.

Y PACO LEYÓ EL COMUNICADO CON RECIA VOZ: